www.soberania.info
 
Artículo
Caracas / Venezuela -
 


Paramilitarismo colombiano se muda a Venezuela
Tamoa Calzadilla / CadenaGlobal.com (Venezuela) - 04/06/04


Conversaciones de paramilitares

Conversaciones autorizadas y recogidas por la Fiscalía General de Colombia revelan las estrechas relaciones que tienen los paramilitares del vecino país en Venezuela; arrojan pistas sobre el grupo de insurgentes capturado en las cercanía de Caracas y demuestran cómo el contrabando de combustible en la frontera es manejado por las Autodefensas Unidas de Colombia.

CadenaGlobal.com recoge en un solo documento la serie de reportajes realizados por el diario "Últimas Noticias", y presenta extractos de las conversaciones obtenidas en exclusiva por los redactores.

Entrego la parte urbana y voy a coger Venezuela

Estoy en una finca en el Zulia

Hay más paracos en fincas de opositores

Contrabando de gasolina en manos de los paras


Conversaciones de paramilitares I
Entrego la parte urbana y voy a coger Venezuela

 

Un líder "para" le comenta a otro por teléfono su intención de dejar la ciudad donde opera para tomar territorio venezolano

Que Reinaldo, un comandante paramilitar que se mueve - o movía - en Cúcuta le haya dicho a otro paramilitar que dejaba la parte urbana (Cúcuta) para "coger" Venezuela es un dato revelador en las investigaciones que tratan de dar con los movimientos de ese grupo irregular en el país. La conversación fue registrada por la Fiscalía colombiana durante varios meses de pesquisas que a finales de 2003 demostraron la tesis que manejaban: varios fiscales colaboraban con este grupo irregular y dos mujeres de la Fiscalía de Cúcuta mantenían algo más que relaciones sentimentales con varios de ellos. Las que mostramos hoy se realizaron semanas antes del referéndum convocado por Uribe y las elecciones regionales, en las que los grupos irregulares tienen amplia participación (colocan, amenazan y "quitan" candidatos).

Cadena Capriles tuvo acceso a las grabaciones y presentará aquellas en las que queda manifiesta la incursión de este grupo - y sus neófitos reclutas - en territorio venezolano. En posteriores entregas se expondrán las que tienen que ver con el contrabando de gasolina, sus modus operandi y las veces en las que los líderes manifiestan abiertamente estar "enconchados" en fincas venezolanas.

Antes de escuchar

Enrique, "Rafa" y "el Gato", son la misma persona, opera en el mando medio de las zona Norte de Santander y se sospecha que es clave en todo el episodio de Venezuela, reclutamiento y movilización. El Ramiro Suárez, del que hablan en la primera grabación, es nada más y nada menos que el alcalde que resultó electo un mes después en Cúcuta. La preocupación de los paramilitares que hablan es que el entonces candidato "coquetea" con los dos bandos de irregulares que operan en la región: las Farc, comandadas allí por Rubén Zamora y ellos. Es lo que llaman "Jugar con la doble". En Colombia se teme que la vida de ese alcalde esté en peligro. En la segunda grabación se evidencia que asesinaron al hombre que reclutaba a los irregulares que trasladaron a Venezuela.

En muchos casos estos cadáveres no aparecen, pues son descuartizados y enterrados en el territorio que dominan.


Para entender

Luego de escuchar decenas de grabaciones y con la colaboración de expertos en el tema paramilitar, logramos establecer no sólo las identidades de los líderes que hablan sino qué significan los términos y expresiones que usan.

  • Los "primos": autoridades policiales, de Fiscalía y otros que colaboran con la "empresa"
  • La "empresa", "organización" o "la orquesta": son los paramilitares.
  • La "nevera": Bogotá.
  • Una "vuelta": un favor.
  • "Tirar al piso", "carpetear" o "levantar" : darle muerte a alguien.
  • Las 3 letras: es el DAS.
  • Una "R": una reunión.
  • "Carretilla": carros que son robados en Venezuela y usados por ellos.
  • "El otro lado": Venezuela.
  • "Man": un tipo, un hombre.
  • "Pelaos": muchachos.
  • El "correo de las brujas": chismes, rumores.

Paras hablan sobre Rubén Zamora y Venezuela - Escuche el audio de la conversación


Andrés: - ¿Qué hubo viejo, se devolvió?

Gato: - Qué más, señor.

Andrés: - ¿Te devolviste?

Gato: - ¿Quién?

Andrés: - ¿Tú no venías por ahí bajando?

Gato: - No.

Andrés: - Estoy por acá reunido con unos amigos.

Gato: - ¡Oye!

Andrés: - Dígame Señor.

Gato: - No. Eso de la reunión ya se cuadró. Era para comentarle... (inaudible) pero le mandé a sacar la gente que tenía Gustavo ahí.

Andrés: - No, no ve acá... (inaudible). Eso está lleno de policía por acá.

Gato: - Por ahí me están comentando que este, ese Ramiro Suárez es primo dizque de Rubén Zamora, ah!

Andrés: - Quién te estaba comentando.

Gato: - Por ahí unos primos.

Andrés: - ¿Entonces?

Gato: - Que porque yo le estaba haciendo la inteligencia, también porque el hp quién sabe si estará esperando subirse pa' pasarle el presupuesto allá a la gente de Zamora. ¿Usted sabe que nosotros lo teníamos ya de este lado o qué?

Andrés: - Sí, ya lo teníamos de este lado.

Gato: -Pero bueno qué tal está usted qué dice ¿o qué?

Andrés: - No porque ellos dicen que ese sube al poder y ya tiene relación con la ley y que lo va a bajar a ese el hijoeputa. Mire le voy a pasar aquí a unos señores.

Gato: - Bueno.

Reinaldo: - ¿Qué hubo Pedro?

Andrés: - ¿Qué hubo?

Reinaldo: - Mire habla con Reinaldo.

Andrés: - Cuénteme.

Reinaldo: - ¿Cómo le ha ido, todo bien o no?

Andrés: - ¿Bien, cómo está la vaina?

Reinaldo: - Bien, bien, gracias a Dios. Mire es que yo voy a entregar aquí la parte urbana y voy a coger Venezuela.

Andrés: - Ajá.

Reinaldo: - Entonces traje un teniente para presentárselo a Enrique.

Andrés: - Ah, bueno, qué bien.

Reinaldo: - Después de que de pronto bajo pa' que lo conozca usted.

Andrés: - Ah, bueno, listo, no hay problema.

Reinaldo: - Listo, es que yo quería averiguar, es que con el correo de las brujas yo estoy trabajando a Ramiro Suárez, ¿me entiende?

Andrés: - Sí, bien.

Reinaldo: - Por el correo de las brujas me llegó que él había hablado con usted.

Andrés: - Sí el hombre ya habló con nosotros pero ahí lo tenemos porque no sabemos si nos está jugando con la doble.

Reinaldo: - Eso es lo que yo quiero, Pedro.

Andrés: - Nosotros tenemos pruebas del día que él habló con nosotros, cualquier cosa vamos y lo hundimos a ese hijoeputa

Reinaldo: - No, llámelo al orden, pero sabe qué, dígale que le entregue a Rubén.

Andrés: - Sí.

Reinaldo: - Ese tiene contacto directo con Rubén, hermano. Dígale que le pone la condición que sube como alcalde pero que le entregue a Rubén, hermano.

Andrés: - Ah sí esa es la vuelta.

Reinaldo: - Póngale condiciones.

Andrés: - Bueno páseme al Gato ahí.

Reinaldo: - Listo pues, bueno pues, estamos hablando Pedro.

Andrés: - Listo, cuídese mucho.

Reinaldo: - Suerte pues.

Andrés: - Rafa.

Gato: - Dígame señor.

Andrés: - Bueno, tú por qué no cuadras una reunión con ese Ramiro.

Gato: - Listo, ya listo.

Andrés: - Allá vas y les dices que les pones los puntos sobre las íes.

Gato: - Ah, listo señor.

Andrés: - Y qué te iba a decir. Ya Diana me llamó y falta que me llame el gordo, el gordo malparido de Venezuela.

Gato: - Listo, listo.

Andrés: - Bueno mijo.

 


Conversaciones de paramilitares II
Estoy en una finca en el Zulia

 

Comandante "Pacho" de la AUC confirmó su presencia en nuestro país. La grabación recoge gritos de alguien que estaría siendo torturado.

Se rumora, se dice, se cuenta, que los grupos irregulares entran y salen del territorio venezolano cuando y como quieren. Pero otra cosa es tener las pruebas, y aquí están. El líder paramilitar denominado "Pacho", quien opera en el Norte de Santander y cuyo celular fue "pinchado" legalmente por órdenes de la Fiscalía colombiana, le cuenta a otro paramilitar por teléfono que está huyendo de una persecución muy severa en su país y se encuentra en "una finca en el Zulia".

Explica a quienes lo llaman que debe atravesar una trocha, que el acceso es un poco difícil y que la cobertura satelital se hace complicada de a ratos, pero que estará en Venezuela mientras las autoridades allanan sus propiedades y los buscan como sabuesos en Colombia. Claro, en Venezuela está tranquilo. Seguro.

Pero de las decenas de conversaciones telefónicas a las que Cadena Capriles tuvo acceso, quizás esta del 6 de octubre, por la noche, es la más cruda. Cuando "Pacho" atiende el celular se escuchan espeluznantes alaridos de hombre, que arrojan la fundada sospecha de que fue interrumpido en una sesión de tortura humana. Mientras el hombre no para de gritar, Pacho busca un lugar menos ruidoso para conversar, pues cada vez se alejan los quejidos y él emprende tranquilo y quejumbroso por la persecución de las autoridades, la conversación que transcribimos a continuación.

La preocupación del paramilitar que lo llama es el establecimiento de vínculos con Venezuela para el contrabando de gasolina. La intención de Pacho es unir en una sola asociación el negocio para que sea más fácil controlarlo.

Las relaciones con el país vecino y con empresas de transporte y servicio de gasolina son el eje central y Pacho se va por lo grande: nuestro negocio es con Pdvsa. Cabe a las autoridades competentes averiguar.

Conversación entre jefe "para" y secuaz (6/10/03) - Escuche el audio de la conversación


Voz de hombre: - ¡Aaahhh! ¡Aaayy, ayayayyy! ¡Ayude, hermano, aaaayyy!... ¡Aajjjjj!

Pacho: - Aló.

Paramilitar: - Quihubo, hermano.

Pacho: - ¿Qué más, cómo me le va?

Para: - ¿Sabe quién le habla, no?

Pacho: - Sí. Voz de hombre (más lejana): ¡Aaayyy! ¡Aaahhhkk... ay, ahhh!

Para: - ¿Qué, habló del que le dije?

Pacho: Nada hermano.

Para: - Es que ella tiene unas cosas buenas para...

Pacho: - Sí, yo le timbré y le timbré y nada. Yo estoy desde anteayer por... me tocó abrirme de la ciudad porque... una persecución hijoeputa. Me hicieron allanamientos por allá en la ciudad.

Para: - ¿Cómo va a ser?

Pacho: - Sí, bueno y por allá la mujer se atortoló y esa joda dio hasta el nombre, fotografías, bueno. Hijoeputa, estoy embalao feo y me tocó abrirme porque... los políticos. Allá los senadores es que hay un plan que están... es que ahí están ese hijoeputa de Corso (congresista y otros 3 nombres más que no se alcanzan a escuchar bien) allí jodiendo y como se les está desbarrancando la butaca en el Congreso y esa joda, entonces...

Para: - Están ardidos, sí. E incluso ahí la guerrilla está presionando a Corso, que es el hijoemadre que está jodiendo y a través de Piedad Córdova (parlamentaria de izquierda) ahí también planearon. Entonces a mí mande a recogerme y esos babosos ahí y que llegaron a la ciudad, hay que tener cuidado de los que decíamos, la adhesión que se hizo Félix ahí con el Polo Democrático... y se dieron de cuenta (sic) de cuáles son los más opcionados a llegar a los cargos públicos y entonces mandaron a secuestrar toda esa gente, y como esos son los que están apoyando al Presidente para de paso tumbarle todo el poder político al Presidente ¿ve?

Para: - Sí, ajá.

Pacho: - Esa es la jugada que están haciendo ahí, un poco maquiavélica contra el Presidente. Pero como digo yo, hombre, llamen al Presidente y díganle cuál es el plan que están proyectando los bandidos y esa joda ¿no? No vienen tanto a joder ahí y poner bombas a la ciudad, miren a bregar cómo le pueden echar para tumbarle el poder político al Presidente. Entonces se la están ideando por aquí por ese lado. A mí me tocó que abrirme y encaletarme. Estoy por aquí en el Zulia, en una finca.

Para: - ¿Sí?

Pacho: - Sí... y nada, yo le he timbrado... ¿ella tiene el mismo numerito todavía?

Para: - Todavía. Yo me la encontré ayer y me dijo que había pasado...

Pacho: - Yo le timbré y le timbré ese día que hablamos y nada... hace tres noches que yo estaba por allá en la nevera (Bogotá) y me fui a venir y, no, como que voy o no voy, me demoré, y me vine fue aclarando el día y cuando llegué esta mierda estaba era revoltao' . Me estoy moviendo por la joda, pero por aquí lejos, un poquito retiradito.

Para: - ¿Sí?

Pacho: - Sí, cargo es este numerito... yo tengo el numerito de ella a ver si de pronto la enlazo con Enrique (El "gato" o "Rafa" ) ahí, sí, para ver que Enrique por allá la recoja a ver cómo trabaja y eso.

Para: - Sí, claro. Ella dice que ahí hay una especie de cosas buenas para hacer y especialmente es de los abogados de estos bandidos ¿sí?

Pacho: - Ajá, ajá, ajá.

Para: - Y ella quería hablar con usted. Ese día le iba a decir a usted, pero como...

Pacho: - Sí.

Para: - Yo estoy esperando también que ella me diga qué hay para ver... entonces sería un plan berraco para venir.

Pacho: - Sí, me va a tocar quedarme por aquí. Voy a ver si hoy me muevo para allá, por otra parte a ver también. Me va a tocar que pedir unas vacaciones anticipadas para desacalorarme un poquito. Pero lo hijoeputa es que yo me voy y entonces esta mierda se para y me preocupa que vayan a sentarse allí en el poder esos hijoeputas, eso es lo que a mí me preocupa. Pero de todas maneras, para que tenga usted conocimiento, el plan que tienen ahí montado. Idearon que como uno dizque es de la orquesta (paramilitares), que sí, que como tienen esa joda. Dijeron: listo, 'cojamos a este hijoeputa' y vinieron desde Bogotá esos por todos lados revolcando y buscándome.

Pacho: - De todas maneras con esta persecución hijoeputa se le van es a abrir los espacios a los jodíos esos para que vuelvan otra vez y se metan aquí en la ciudad.

Para: - Sí, ¿no?

Pacho: - Sí, eso es lo que le preocupa a uno, y le da como tristeza.

Para: - Bueno, estamos hablando entonces, lo que necesite me dice y yo lo estoy llamando.

Pacho: - ¿Este es el numerito suyo?

Para: - Sí.

Pacho: - Ahh, bueno, por ahí lo estoy apuntando entonces, en un papelito chiquito, porque tocará comérselo a uno y no cargar nada encima, porque... (risas)... porque no comprometerse uno mucho ni comprometer a nadie.

Para: - Yo también le puedo timbrar de otro, cuando pueda yo le timbro. Cualquiera cosa... llámela, que tiene cosas buenas.

Pacho: - Yo voy a timbrarle al numerito que ella me dio.

Para: - Listo, profesor Pacho: Bueno.

Para: - Suerte.

 


Conversaciones de paramilitares III
Hay más paracos en fincas de opositores

 

En esta conversación queda evidenciado que el encargado del reclutamiento de jóvenes para que vinieran a Venezuela, fue asesinado por sus propios compañeros.

Un colombiano que investiga desde hace dos años el caso de los paramilitares en su país y que prefiere resguardar su identidad, comentó que luego de establecer contactos con grupos de inteligencia venezolanos y observar "los diferentes canales en Venezuela: oficialista (VTV) y de oposición (Venevisión y Globovisión), donde se van a los extremos con el caso de los colombianos encontrados en Caracas", puede afirmar que ninguno tiene absolutamente la razón.

"Los detenidos en Venezuela no son paramilitares del todo, gran parte es gente que fue engañada, pues le ofrecieron trabajar en fincas de gente muy pudiente en Venezuela y ciudadanía venezolana. Pero lo que no se ha dicho en los medios es que no sólo eran esos detenidos, sino alrededor de 500, y el segundo grupo sí tenía una presencia considerable de paramilitares entrenados". Explica sí, que estos reclutas estaban a cargo de los cuatro paramilitares denunciados (Ayala, Omaña y Guzmán) y el cuarto hombre no ha sido encontrado.

Asegura que igualmente están desaparecidos otros tres cadáveres de muchachos que venían con el contingente.

Pero la fuente también niega de plano que la intención era el magnicidio. Es decir: no venían a matar al Presidente Chávez.

Explica que el primer propósito era desestabilizador, su hipótesis arroja que un sector de la oposición los usaría en las "guarimbas" y manifestaciones públicas, hasta causar una réplica del 11 de abril. Al mismo tiempo, asegura, que sembrarían la semilla del sicariato, tal como ocurre en Colombia, "contra dirigentes de Círculos Bolivarianos y demás líderes del movimiento de apoyo a Chávez". Recuerda que algo similar ocurrió en su país, y en unos cinco años estas fuerzas irregulares habían acabado con todo un partido con tendencia de izquierda.

Destaca que la complicidad de un sector de la Fuerza Armada Nacional permitió el viaje "de Cúcuta a Caracas".

Especula que los otros "paracos" que ya ingresaron a Venezuela están repartidos en fincas de líderes opositores "pero no de la Coordinadora Democrática, sino grupos empresariales y ganaderos financistas".

Este testimonio, sumado a las grabaciones realizadas por la Fiscalía colombiana y manejadas ya en algunos medios de comunicación colombianos, a las que tuvimos acceso, revelan que el reclutamiento de jóvenes fue realizado en la frontera, y aún se espera que las intervenciones telefónicas puedan revelar nombres y responsabilidades, así como en Colombia ha dado con la cabeza de varios fiscales de la República.

Los paramilitares presentan su reporte al "Gato" - Escuche el audio de la conversación

G: - ¿Qué hubo?

P: - Qué más señor. Buenos días.

G: - ¿Qué, cómo es la vaina?

P: - No señor, por ahí... señor.

G: - Bueno, ¿qué han hecho?

P: - Ahí anoche, una vuelta ahí.

G: - ¿Por dónde?

P: - Por ahí por Motilones. Por los lados de Motilones.

G: - ¿A quién? ¿A quién?

P: - A un "man" ahí que reclutaba a los pelados y eso. Les daba y todo para que se fueran para el otro lado.

G: - El "man" no vendía perros, ¿no?

P: - Sí, ése... . ése.

G: - Ajá, ajá, hermano. El "man" tiene un hermano en el sur de Bolívar.

P: - Sí. Por eso el "man" no se la lleva con el hermano.

G: - Sí.

P: - El "man" no se la lleva con el hermano. El "man" anda con otros dos "manes" más.

G: - Hummm... . ajá... bueno listo. Mucho ojo porque ustedes saben que el Presidente viene y están las medidas de seguridad más hijueputas

P: Ah... bueno. Listo señor.

G: - Bueno...

P: - Bueno, pues.

G: - Oiga, dígales eso también a Ana María que amí se me olvidó.

P: - Bueno listo.

 


Conversaciones de paramilitares IV
Contrabando de gasolina en manos de los paras

 

Líder paramilitar prefiere negociar directamente con Pdvsa, lo que demuestra que el mercado de combustible en la frontera está en mano de los rebeldes de ultraderecha.

El contrabando de gasolina es una de las tareas que mejor ocupa el paramilitarismo en la frontera. La asociación que agrupa a las estaciones de servicio y suministro está minada por este grupo irregular.

En la siguiente conversación, obtenida por la Fiscalía colombiana, los líderes conversan sobre cómo uno de ellos estableció vínculos con venezolanos que colaborarían en el ilegal negocio.

Fue realizada el seis de octubre del año pasado, hace siete meses, cuando las relaciones "bilaterales" estaban cocinándose.

Entonces el líder a quien le rinden cuentas manifiesta que prefiere negociar directo con Pdvsa. Quedará a las investigaciones establecer por qué camino se han ido.

Los paramilitares luchan a muerte por controlar las operaciones, y mientras menos atomizadas estén las agrupaciones de este ramo de comerciantes, para ellos es más fácil el manejo.

Por eso la intención de reunirlos en Fendipetrol.

El pago de vacuna por parte de estos empresarios es la norma, y en otra grabación se evidencia cómo el colombiano Alberto Moros le suplica a "Pacho" que le permita pagar en dos partes, que está prácticamente arruinado y que algunos paracos le extraen montos adicionales para surtirse de gasolina.

"Hablé con los amigos de Venezuela" - Escuche el audio de la conversación


Paramilitar. ..otra cosita, aquí está el amigo de lo de las pimpinas y esa cuestión, que le tiene un dato ahí, que ayer habló con los señores de Venezuela y le tiene un dato importante ahí.

Pacho: - Ya. Qué bien.

Paramilitar: - Un momentito y se lo paso.

Pacho: - Ajá.

Raúl: - Buenos días, señor.

Pacho: - Buenos días, por aquí todavía remontado, porque están buscándome por ahí como una puta, por allá por Pamplona, llegaron a ver parte por allá... están locos buscándome... Dígame, cuénteme.

Raúl: - Bueno, que hablé con los amigos de allá de Venezuela y llegamos a un acuerdo de que sí, que ellos hacían la colaboración de la que habíamos hablado, pero que había un inconveniente, estaban recibiendo las llamadas de un tal Johnny, que vive allá en la 18.

Pacho: - ¿Johnny?

Raúl: - Sí, el del Frente 18.Y estaba por allá intimidándolos, que no se vinieran por la frontera, o que o si no iban a tener problemas. Que se fueran para Barranquilla, y que por este lado de la frontera no trabajaran.

Pacho: - Ajá...

Raúl: - Entonces eso a mí se me hace muy raro, porque yo creo que eso está manejado de otra forma para intimidarlos...

Pacho: - Claro, claro, claro...

Raúl: - Entonces de todos modos ellos están muy entusiasmados, quieren hacer las cosas, les dije que yo había hablado con usted...

Pacho: - Son los de... "Asosafé" ¿o?..

Raúl: - No, ellos son de una empresa de Venezuela que es mayorista.

Pacho: - Porque aquí la cosa es que nosotros pues vamos, la negociación y el convenio y la autorización tanto del Ministerio de aquí de Colombia como el de Venezuela, eh, lo estamos realizando es con Pdvsa.

Raúl: - Sí, pero ellos son representantes de ellos (Pdvsa)... Ellos son unos mayoristas.

Pacho: - Ah, ya...

Raúl: - Ellos dicen que la colaboración es un hecho... hablamos de montar una planta aquí en sociedad con ellos y que... aceptaron, les dije cómo era la cosa, que las cooperativas, que la federación se va a afiliar a nosotros, lo mismo que las estaciones (de servicio).

Pacho: - Eso hay que discutirlo con la federación. Para que no hayan ahí malos entendidos ni nada.

Raúl: - Entonces a ver si usted puede hablar con ellos la federación y las estaciones para que se nos unan a nosotros, ¿no? (...)... sería muy indispensable el respaldo total, ¿no?

Pacho: - Hmmm, ya. De pronto, mire, en la tarde por ahí ya cuadré con Rafita, por ahí, hablar con Rafa y esa joda, sería bueno que habláramos ahí personalmente y me explicara cómo es el cuento. Usted puede ir con Rafita ( "El Gato" ) cuando vaya a entrevistarme con él.

Raúl: - Yo le digo ahora a él, sí señor, me parece mucho mejor.

Pacho: - Sí, porque así usted me explica con más detalle, me parece mejor

Raúl: - Es más, ellos, el representante de ellos está también; yo le dije que yo trataba de hablar a ver si pueden darle una cita, que sería muy bueno, porque yo me curo en salud de muchas cosas, no quiero que me vayan a cuestionar en cosas que yo no hago, pues las cuentas claras y el chocolate espeso.

Pacho: - Así se dice... pues estas determinaciones no me gusta tomarlas, todos... uno ve la opción más viable, que compartan todos y uno decidir... yo soy una persona que me gusta escuchar las opiniones y reflexionar a ver...

Raúl: - Sí, señor, esa participación es para ustedes ¿no? ¿La de allá de los amigos de Venezuela, directamente con ustedes?.. por eso es mejor que nos sentemos, porque la cuestión es larga y trae muchos beneficios, tanto pa' los unos como pa' los otros

Raúl: - Sí, además que ahí salen beneficiados los pimpineros, ellos van a quedar bien. Ahí le vamos a dar dos estaciones para ayudarlos (...) para meterlos ahí, para que queden bien... posiblemente.

Pacho: - La R que les había planteado era para eso... para que de pronto hagan un contacto y de pronto se afilien a la asociación, que se unan.

Raúl: - Esa es la idea, hacer las cosas así y no como las estamos haciendo otras personas... .

Rafa: - Aló...

Pacho: - Que este señor cuando nos vayamos a reunir, para que venga con usted.

Rafa: - Sí, es mejor que queden las cosas claritas, porque yo de eso no sé sino echarle gasolina al carro (risas).

Pacho: - Es mejor que todos nos entendamos, comamos en la misma mesa, y todos nos comamos el pastel...

 

Imprimir Imprimir Enviar a un amigo Enviar
Arriba
Volver
Volver a página anterior
 
Regresar a Portada
Portada