www.soberania.org
 
Artículo
Caracas / Venezuela -
 


El chavetazo neoliberal
José Rafael López Padrino* / Soberania.org - 26/03/09

El tte. coronel anunció este pasado sábado 21 de marzo las medidas económicas que se aplicarán en el país para enfrentar la crisis financiera mundial. El anuncio de este ajuste económico fondo monetarista con ribete bolivariano, surge después de que este mismo personaje repitiese una y mil veces el total "blindaje" de la economía venezolana ante la crisis mundial, la cual, según él, no requería ajuste alguno. Sin embargo, ante la dura realidad del país, la mentira se derrumba por si sola ya que la misma tiene las patas cortas.

Era obvio que esto se venia venir dado a los errores cometidos por el gobierno en materia económica, al desplome de los precios petroleros y su falta de recuperación a pesar de los recortes de producción impuesto por la OPEP. Evidentemente
una caída de cincuenta dólares, desde un promedio de 86 en 2008, hasta 36 dólares en lo que va del año 2009, ha abierto un tremendo déficit en el presupuesto nacional, (calculado a un precio de 60 dólares el barril), el cual no puede ser llenado con la retórica goebbeliana dominical del inquilino de Miraflores. Ello sin olvidar el sistemático debilitamiento al cual ha sido sometido nuestra economía en los últimos 10 años, que ha conducido a nuestro país a ser mucho más dependiente de los precios petroleros que en el pasado.

Se trata de un programa de ajuste fondo monetarista en tiempos de revolución (“chavetazo”), que a diferencia del pasado, no se ha anunciado en su totalidad, sino que ha venido instrumentando gota a gota, en forma sigilosa. Ejemplo de ello ha sido la reducción del gasto público. El ritmo de ejecución del presupuesto en este primer trimestre del año 2009 ha sido muy inferior en comparación con ese mismo lapso del año 2008. Los resultados de esta política ya están a la vista:

1) Incumplimiento de los cronogramas de pagos de la nación (Pdvsa a sus proveedores nacionales e internacionales, paralización de la obras del Metro de Caracas y del ferrocarril del Centro, deudas no canceladas a la compañía cementeras Lafarge y Holcim Ltd, etc.).

2) Incapacidad de honrar compromisos laborales con los trabajadores del Estado, muchos de ellos ya acordados y firmados entre las partes (Corporación Eléctrica Nacional, Sidor. etc.),

3) Estrangulamiento económico “solapado” de algunos programas sociales (Misiones).

4) Reducción del cupo de dólares para los viajeros.

5) Traslado de doce millardos de dólares de las reservas internacionales (30% del patrimonio en divisas) al Fonden, el cual ha dejado de ser un fondo de estabilización o de ahorro, para transformarse en la caja chica del régimen.

Adicionalmente, algo insólito como fue la venta de 7 toneladas del oro monetario del Banco Central, sin contrapartida alguna, pues la ganancia contable de dicha operación, calculada en 634 dólares por cada onza de oro vendida, fue acaparada por el gobierno central. Y por si todo esto fuera poco, el régimen compromete el subsuelo venezolano a través de la venta de petróleo a futuro a China y Japón  bajo condiciones leoninas para el patrimonio nacional.

Sin embargo, llegó la hora de la entrega del segundo capítulo de este ajuste (más no el último) ante la necesidad de acelerar y profundizar la antipopular receta del FMI. Ello explica la prisa que tenía el
bravucón de Miraflores por aprobar su eternización en el poder el pasado 15F. Le era imperativo aprobarla antes de aplicar su “chavetazo”. El pasado sábado escuchamos, entre otras muchas cosas, la oficialización de la reducción del gasto público; la revisión del presupuesto del año 2009 con base a un precio del crudo de 40/45 dólares, lo que significa una reducción del 6% con respecto al anunciado para el 2009, pero 18% menos con respecto presupuesto del 2008; la creación de nuevos impuestos regresivos de corte neoliberal; un mayor endeudamiento interno (el más  elevado en estos últimos diez anos) y un aumento del salario mínimo nacional en un 20%.

Sin embargo, con relación a esto último con el comportamiento inflacionario de los últimos dos años -19,5% en 2007 y 30,9% en 2008- y la trayectoria del Índice de Precios en 2009, se prevé que el aumento anunciado por el tte. coronel no cubrirá el alza de los precios de bienes y servicios registrados en el país. Es muy posible que el tte. coronel en una próxima entrega de su "chavetazo" nos anuncie el alza en el precio de la gasolina
y muy posiblemente un ajuste de la tasa cambiaria (bolívar-dólar). Todo ello presentado con una bella envoltura de celofán bolivariano.

Estos ajustes parciales necesariamente generarán una mayor inflación lo cual restará poder adquisitivo a los ya maltrechos salarios, una mayor flexibilización laboral y mayores índices de desempleo. Se presagian tiempos difíciles para los trabajadores, en especial cuando existe la voluntad oficial
de eliminar las convenciones colectivas y los beneficios socioeconómicos ganados por los trabajadores durante años de lucha. En resumen, estamos ante la presencia de un doloroso paquetazo al mejor estilo fondo monetarista cuya carga fundamental recaerá en el bolsillo de los asalariados.

A pesar del malabarismo ideológico, queda claro que la “revolución” y el “socialismo” no son más que imposturas, engaños, pretextos para justificar la imposición de un
Capitalismo de Estado salvaje, la concentración del poder, la militarización del país y la sumisión del individuo a un proyecto personalista de bases fascistas. Hoy el engorilado uniformado, le pide al pueblo, parafraseando a Adolf Hitler en sus días finales, “fe y confianza en su liderazgo”, después de haber malgastado más de 800 mil millones de dólares en estos últimos diez años. “

Sin embargo, lo inexplicable es encontrar todavía a individualidades y grupos que se dicen ser de izquierda justificando a esta barbarie nazi-fascista, que en nombre de una revolución inexistente, ha permitido el surgimiento de una
nueva oligarquía explotadora con boina roja, y la imposición de una represión policial como herramienta de sometimiento ante las justas demandas de los trabajadores. Cada día se le ve más la costura al deslucido socialismo del siglo XXI que encarna el Duce tropical y su grupete de borregos.

 

 

[*] José Rafael López Padrino / E-mail: reln26@gmail.com

 

Artículos anteriores del autor:

Los trabajadores y la asquerosa bota fascista
José Rafael López Padrino* / Soberania.org - 20/03/09

Capitalismo Salvaje Bolivariano
José Rafael López Padrino* / Soberania.org - 16/03/09

Chávez: cínico usurpador de la Historia
José Rafael López Padrino* / Soberania.org - 11/03/09

Más artículos...




 


Imprimir Imprimir Enviar a un amigo Enviar
Arriba
Volver
Volver a página anterior
 
Regresar a Portada
Portada
   
www.soberania.org - Contacto: soberania.org@gmail.com